26 de mayo de 2011

Iglesia enigmática

Hay construcciones en nuestro país, que superan todos los límites de la arquitectura, mezclando estilos, como si fueran ingredientes de una comida exótica.

 

A treinta quilómetros de Toledo, se encuentra la iglesia mozárabe-visigótica más importante de España, Santa María de Melque, del siglo VIII, en el centro de un bellísimo paisaje.

 

De este complejo edificio se ha escrito: “una iglesia que por su aparejo y sus macizos se parece a lo romano; por la disposición de sus departamentos secundarios, a lo latino; por su planta, a lo bizantino; por la contextura de sus arcos, a lo visigodo y a lo árabe primario; por sus bóvedas, su cúpula y sus semicolumnas, a lo románico; por el modo de ejecución, a lo bárbaro; por otros detalles, a varias de aquellas artes. ¿Qué es?”.

 

La estaban construyendo personas que no habían olvidado la tradición hispanorromana, aunque ya aceptaban formar parte de un estado visigodo cuando, de pronto, tuvieron que interrumpir las obras debido a la invasión islámica, que alteró profundamente vidas y creencias.

 

Tal vez haya sufrido una crisis de identidad de la que aún no se ha repuesto.

Comentarios